La Associació de Sant Jordi organizó en el día de ayer un acto especial en conmemoración del “Any Joan Valls”. El evento consistió en la interpretación de la embajada en un texto íntegramente en valenciano. El destacado acto tuvo lugar además empleando uno de los pocos vestigios medievales que le quedan a la ciudad, la Torre Na Valora.

Así, los embajadores moro y cristiano, representados por Juan Javier Gisbert y Ricard Sanz desarrollaron este emotivo diálogo tras el acto de la “estafeta”. Participaron ademas el ballet de  Virginia Bolufer y la Societat Musical Nova d’Alcoi.