El president de la Generalitat, Ximo Puig, ha destacado que con la recepción del equipamiento oncológico, que adquiere la Conselleria de Sanitat Universal y Salud Pública a través del convenio con la Fundación Amancio Ortega, se conseguirá “mejorar la vida de los pacientes”, así como “salvar miles de vidas”.

Así se ha expresado el jefe del Consell en el acto para la firma de este convenio entre la conselleria y la Fundación, que ha tenido lugar el en Hospital La Fe, y al que también ha asistido la consellera de Sanidad Universal y Salud Pública, Ana Barceló.

Durante el acto, el president ha agradecido a la fundación su “generosidad y responsabilidad social” ya que, como ha explicado, la aportación tecnológica en el campo de la medicina es “determinante”.

Así, ha proseguido, la Conselleria podrá mejorar el servicio oncológico en una autonomía en la que, como ha recordado, “se detectan cada año 23.000 casos de cáncer”. Por ello, ha destacado la importancia de contar con “los mejores instrumentos” para que “los mejores profesionales que tenemos puedan salvar vidas”.

Asimismo, ha señalado que el hecho de que se instale el material en centros hospitalarios de todo el territorio ayuda a “coser la Comunitat” desde una perspectiva sanitaria, ya que se extiende el servicio por la geografía valenciana.

Por su parte, la consellera Ana Barceló ha asegurado que la suma de la excelencia profesional y los nuevos equipos contribuye a la dignificación y humanización de la sanidad, así como a “poder dar un salto cualitativo en el diagnóstico y la detención de la enfermedad del cáncer”.

Convenio firmado

El convenio contempla una inversión total de 29’4 millones de euros para el suministro, instalación y puesta en marcha de equipamiento para atención, diagnóstico y tratamiento de enfermedades oncológicas.

Se estructura en catorce lotes que incluyen una máquina PET-TAC, once mamógrafos, siete resonancias magnéticas, cuatro actualizaciones de mamógrafos, ocho TACS y ocho aceleradores lineales.

Así, el Hospital General de València recibirá un mamógrafo digital, un acelerador lineal, tres resonancias magnéticas y un TAC, mientras que La Fe recibirá un acelerador lineal, el Clínico tendrá dos nuevos aceleradores, un PET-TAC y actualizará uno de sus mamógrafos, y el Hospital Doctor Peset también podrá actualizar uno de sus mamógrafos.

Por su parte, el Hospital Arnau de Vilanova recibirá un mamógrafo digital, una resonancia magnética y un TAC, el Hospital de Requena contará con una nueva resonancia magnética, la Unidad de Prevención de Alzira tendrá un mamógrafo digital más y el hospital de Xàtiva recibirá un nuevo TAC.

Asimismo, al Hospital de Ontinyent y al de Alcoy les corresponden, en virtud de este convenio, sendos mamógrafos digitales, y un TAC en el caso del centro de Ontinyent.

En cuanto al Hospital de Vinaròs, recibirá una resonancia magnética, mientras que el General de Castellón tendrá un nuevo mamógrafo digiral y el de La Plana y Sagunto contarán con nuevos TACS y, en el último caso, también con la posibilidad de actualizar uno de sus mamógrafos.

El convenio aportará al Consorcio Hospitalario Provincial de Castellón un acelerador lineal, además de mamógrafos digitales a las Unidades de Prevención de Burjassot, Gandía y Benidorm, así como al Hospital General de Alicante y el de Orihuela. El centro alicantino recibirá, además, una actualización de mamógrafo, mientras que el Hospital Sant Joan d’Alacant recibirá una resonancia y dos aceleradores lineales, además de radiofármacos.

Por último, el Hospital General de Elche contará con un nuevo TAC y un acelerador lineal, y el General de Orihuela recibirá un TAC y un mamógrafo digital.

Frima del convenio