El barrio de la Zona Nord fue en el día de ayer el escenario por donde discurrió la segunda ‘Color Road’ de Alcoy, un evento lúdico y deportivo para todos los públicos que congregó a más de 2.000 corredores y corredoras. Durante la carrera -no competitiva-, los participantes fueron salpicados con polvo “holi” de tonos diferentes desde unos arcos dispuestos a lo largo del recorrido. Además hubo actividades paralelas, incluyendo una zona infantil y música que hizo vibrar a los más jóvenes.

El origen de la fiesta de los colores

El festival de primavera, también conocido como el de los colores y la fiesta de amor, es una antigua fiesta religiosa hindú que se ha vuelto popular entre los no hindúes en muchas partes del sur de Asia, así como personas de otras comunidades. Se celebra principalmente en la India, Nepal y otras regiones del mundo con poblaciones importantes de hindúes o las personas de origen indio. El festival ha sido, en los últimos tiempos, celebrado en partes de Europa y América del Norte como una festividad adaptada del amor y colores. Desde hace unos años han proliferado las llamadas Color Road, que combinan el deporte con esta tradición.